Es donde se depositan, resguardan y custodian los documentos que concluyeron con su valor primario y obtuvieron la permanencia por su relevancia e importancia. Los valores de sus documentos son secundarios: informativo, testimonial o evidencial.